Idiomas:
Consulte tambien la nueva edición del
Informe de Evaluación del IPCC sobre Cambio Climático (2013)

Cambio Climático Actualización 2007

5. ¿Qué impactos se esperan en el futuro?

  • 5.1 ¿Qué impactos se esperan sobre los sistemas naturales?
  • 5.2 Qué impactos se esperan sobre las poblaciones humanas?
  • 5.3 ¿Qué impactos se esperan en las diferentes regiones?
  • 5.4 ¿Cual es la magnitud de los impactos previstos?
  • 5.5 ¿Cuáles son los impactos previstos de los fenómenos meteorológicos extremos?

5.1 ¿Qué impactos se esperan sobre los sistemas naturales?

Si no se toman medidas para atenuar el cambio climático, se esperan muchos impactos en diversos sistemas naturales a lo largo del siglo XXI.

5.1.1 Se prevé un aumento de la disponibilidad de agua y del caudal medio de los ríos en las latitudes altas y en algunas zonas tropicales húmedas, y una disminución de los mismos en las regiones secas de las latitudes medias y en los trópicos secos. Las proyecciones también apuntan un incremento probable del número y del tamaño de las zonas afectadas por las sequías, aunque el incremento de las fuertes precipitaciones también aumentará los riesgos de inundaciones. La cantidad de agua almacenada en los glaciales y en la cubierta de nieve también debería decrecer, reduciendo, a la vez, la disponibilidad de agua de aquellas regiones donde reside actualmente una sexta parte de la población mundial. Más en inglés…

5.1.2 La capacidad de adaptación al cambio de muchos ecosistemas se sobrepasará probablemente, a lo largo de este siglo, si no se limitan los cambios actuales en el clima y en el uso de las tierras. Con un calentamiento mundial significativo (superior a 1.5 - 2.5 °C), el 20 a 30% de las especies de plantas y animales estudiadas hasta la fecha correrán un riesgo de extinción mayor y se darán todavía más cambios considerables en el ecosistema, lo que no sólo afectaría a la biodiversidad sino también al abastecimiento de agua y alimentos. Más en inglés…

5.2 Qué impactos se esperan sobre las poblaciones humanas?

5.2.1 A escala mundial, el potencial de producción de alimentos podría aumentar si las temperaturas locales medias aumentasen de 1 a 3 ºC, aunque se vería afectada por un aumento mayor de las temperaturas. En las latitudes bajas, medias y altas, se podría responder a un calentamiento moderado, adaptando los métodos de cultivo para mantener las cosechas de cereales. Sin adaptación, se espera un declive de la productividad de cultivos de las latitudes bajas, incluso en caso de un pequeño calentamiento local, lo que aumentaría el riesgo de hambruna. Se prevé que un calentamiento duradero tendrá efectos adversos para la pesca y la acuacultura y que la producción comercial global de madera aumentará modestamente a corto o medio plazo, con grandes variaciones de una región a la otra. Más en inglés…

5.2.2 Las costas estarán expuestas a riesgos crecientes, como la erosión costera, debido al cambio climático y el aumento del nivel del mar. Los ecosistemas costeros como los arrecifes de coral, los pantanos y los manglares también se verán afectados negativamente. Según las proyecciones, millones de personas serán víctimas de inundaciones cada año, especialmente en las zonas de baja altitud y de densa población. La adaptación de las regiones costeras exigirá más esfuerzos en los países en vías de desarrollo. Más en inglés…

5.2.3 Los efectos netos del cambio climático sobre las industrias, asentamientos y sociedades, serán más negativos cuanto mayor sea el cambio climático. Las comunidades pobres serán especialmente vulnerables, sobre todo aquellas que se encuentren concentradas en zonas de alto riesgo como las zonas costeras bajas. Los costes económicos y sociales derivados de los fenómenos climáticos extremos aumentarán sustancialmente en aquellas zonas donde estos sean más frecuentes o intensos. Más en inglés…

5.2.4 Es probable que las consecuencias del cambio climático afecten a la salud de millones de personas, especialmente de aquellas que tengan una menor capacidad de adaptación. Los impactos incluyen:

  • aumento de la malnutrición.
  • aumento del las enfermedades, lesiones y muertes debidas a olas de calor, inundaciones, tormentas, incendios y sequías.
  • aumento de la carga de enfermedades diarreicas.
  • aumento de la frecuencia de problemas relacionados con la concentración de ozono troposférico debida al cambio climático; y,
  • alteración de la distribución espacial de algunos vectores de enfermedad.

Se prevé que el cambio climático tendrá algunos efectos contradictorios, como la disminución o el aumento del rango y del potencial de transmisión de la malaria en África. En algunas zonas, podrían darse algunos efectos positivos, como una reducción del número de muertes por exposición al frío en las áreas templadas, pero a nivel general los efectos negativos serán mayores. Más en inglés…

5.3 ¿Qué impactos se esperan en las diferentes regiones?

Actualmente disponemos de más datos sobre la naturaleza de los impactos que se darán en las próximas décadas en las distintas regiones, de no atenuarse el cambio climático. Más en inglés…

5.3.1 África es especialmente vulnerable al cambio climático por las presiones existentes sobre sus ecosistemas y su baja capacidad de adaptación. Se espera que, hacia el año 2020, entre 75 y 250 millones de personas se vean afectadas por la escasez de agua. Se espera que la producción agrícola y los recursos pesqueros disminuirán, reduciendo el abastecimiento local de alimentos y agravando la malnutrición. Más en inglés…

5.3.2 En Asia, se prevé que el cambio climático aumentará la presión sobre los recursos naturales y el medioambiente, trabando así el desarrollo sostenible. Se prevé que el deshielo de los glaciales del Himalaya provocará un aumento de las inundaciones y avalanchas rocosas y afectará los recursos hídricos en las próximas dos o tres décadas. Se espera una disminución de la cantidad de agua fresca disponible, tanto por el cambio climático como por el aumento de la población. Las zonas costeras fuertemente pobladas serán las más expuestas al aumento de las inundaciones. La producción de cultivos aumentará en el Este y el Sudeste asiático mientras que, hacia mediados del siglo XXI, podría disminuir en el centro y sur de Asia. Se espera que el incremento previsto de inundaciones y sequías aumentará los problemas sanitarios y los fallecimientos asociados con la diarrea. Más en inglés…

5.3.3 En Australia y Nueva Zelanda se espera una considerable pérdida de biodiversidad en algunas de las zonas más ricas a nivel ecológico, como la Gran Barrera de Coral. Se prevé un aumento de los problemas relacionados con la seguridad del agua y una disminución de la producción agrícola o de la selvicultura a causa del aumento de las sequías e incendios. Se prevé que el crecimiento de población y el desarrollo que se dan actualmente en las costas agravarán los riesgos vinculados al aumento tanto del nivel del mar como de la gravedad y frecuencia de las tormentas e inundaciones costeras para el 2050. Esta región tiene una gran capacidad de adaptación, gracias a una economía desarrollada y una gran habilidad científica y técnica, pero los sistemas naturales sólo pueden adaptarse hasta un cierto punto. Más en inglés…

5.3.4 En Europa , se han registrado efectos muy diversos de los cambios actuales en el clima: retroceso de los glaciares, alargamiento del período de vegetación, cambios en la distribución geográfica de ciertas especies e impactos sanitarios provocados por olas de calor sin precedentes. Se prevé que casi todas las regiones europeas se verán afectadas negativamente, lo que acentuará las diferencias regionales en materia de recursos y activos naturales, acarreando consecuencias sobre muchos sectores económicos. Se prevé un aumento de los riesgos sanitarios debidos a olas de calor en el Sur, Centro y Este de Europa. Los impactos negativos incluirán también un mayor riesgo de inundaciones interiores y costeras, así como amplias pérdidas de especies en zonas montañosas. Según las previsiones, el cambio climático debería proporcionar inicialmente algunos beneficios en el Norte de Europa, como una reducción de la demanda de calefacción. Pero, a medida que prosiga el cambio climático los impactos negativos deberían sobrepasar los beneficios. Más en inglés…

5.3.5 En Latinoamérica, el calentamiento provocará una mayor sequedad de los suelos, lo que debería conducir a una sustitución progresiva de los bosques tropicales por sabanas, así como a la salinización y desertificación de las tierras de cultivo. En muchas zonas tropicales, existe un riesgo importante de extinción de especies. Los cambios en los regímenes de precipitaciones y la desaparición de los glaciales deberían afectar a la disponibilidad del agua para consumo humano, agrícola o destinado a la producción energética. Algunos países ya se han esforzado en adaptarse, mediante la conservación de los ecosistemas, el uso de sistemas de alerta temprana, etc. Sin embargo, las restricciones tecnológicas, financieras, políticas y sociales ponen trabas a la eficacia de estos esfuerzos. Más en inglés…

5.3.6 En América del Norte, el calentamiento de las montañas occidentales debería causar un aumento de las inundaciones invernales y una reducción de los flujos estivales. Un cambio climático moderado en las próximas décadas debería aumentar del 5 al 20% la productividad global en las tierras agrícolas que dependen de las precipitaciones, aunque los mayores desafíos se darán en los cultivos que ya se encuentran cerca del extremo del rango apropiado de temperaturas. Se espera que las plagas, enfermedades e incendios tengan un impacto creciente sobre los bosques. Las olas de calor que afectan actualmente a las ciudades deberían aumentar en términos de cantidad, intensidad y duración. El aumento de población en las áreas costeras aumenta la vulnerabilidad frente a las tormentas tropicales, que podrían ser más intensas. Más en inglés…

5.3.7 En las regiones polares, el principal efecto previsto es la reducción en el grosor y la extensión de los glaciares, capas de hielo, banquisas y permafrost, y los impactos asociados sobre infraestructuras, ecosistemas y formas de vida tradicionales. Los impactos beneficiosos podrían incluir una reducción de los costes de calefacción y un aumento de las rutas marítimas navegables del Norte. Las comunidades humanas del Ártico ya se están adaptando al cambio climático, pero su capacidad de adaptación es limitada. Más en inglés…

5.3.8 Las pequeñas islas son especialmente vulnerables a los efectos del cambio climático, la elevación del nivel del mar y los fenómenos extremos. Corren un riesgo de erosión costera, inundaciones, y marejadas, lo que podría perjudicar al turismo y afectar a la forma de vida de las comunidades locales. El cambio climático también puede producir una reducción de los recursos hídricos y un aumento del riesgo de plagas de especies invasoras. Más en inglés…

5.4 ¿Cual es la magnitud de los impactos previstos?

Los nuevos datos disponibles permiten evaluar con más precisión la magnitud de los impactos derivados de posibles aumentos de la temperatura media del planeta. Se prevé que los impactos aumentarán con la temperatura, como lo indica la figura SPM-2 [en]. Por ejemplo:

  • Algunos cultivos tendrán una mayor productividad si las temperaturas aumentan de 1 a 2 ºC, pero estos mismos cultivos se verán perjudicados si las temperaturas aumentan de 3 a 4 ºC.
  • Los arrecifes de coral ya se ven afectados por un ligero aumento de la temperatura global. Estos podrían verse más afectados aún si la temperatura aumentase de 1 o 2 ºC, y muchos morirían si el aumento alcanzase los 2.5 ºC.

Si las temperaturas calurosas persisten después del siglo XXI, los impactos podrían ser enormes. Por ejemplo, se daría una fuerte elevación del nivel del mar (de hasta 12 m) por el deshielo de las capas de hielo de Groenlandia y del Antártico, que afectaría de forma considerable a todas las áreas costeras, perjudicando tanto a los sistemas biológicos como a las poblaciones humanas.

Es muy poco probable que la circulación del Océano Atlántico Norte, que produce la Corriente del Golfo, experimente una súbita transición de gran magnitud durante el siglo XXI. Es muy probable que se dé un descenso de su circulación durante este siglo, pero no obstante se prevé que las temperaturas aumentarán en Europa y en el Atlántico a causa del calentamiento del planeta.

Si la temperatura aumentase de 4 ºC, las pérdidas medias mundiales podrían alcanzar del 1 al 5% del Producto Interior Bruto (PIB), con un mayor porcentaje de pérdidas en los países en vías de desarrollo. (Nota: en 2006, el 1% del PIB mundial representaba 650 billones de dólares).

Actualmente disponemos de muchas estimaciones sobre los costes netos que provocarían los daños producidos por el cambio climático en todo el mundo. La estimación media para el año 2005 era de 12 dólares por tonelada de dióxido de carbono, con una gran variabilidad entre las diferentes estimaciones. Dichas estimaciones de costes globales tienden a ocultar las importantes diferencias que existen entre los diferentes sectores, regiones, países y poblaciones. En algunos lugares o entre ciertos grupos, los costes netos serán considerablemente mayores.

En conjunto, las evidencias publicadas indican que, probablemente, los costes netos del cambio climático serán considerables y aumentarán a medida que aumenten las temperaturas a nivel mundial. Más en inglés…

5.5 ¿Cuáles son los impactos previstos de los fenómenos meteorológicos extremos?

El aumento de la gravedad y frecuencia de los fenómenos climáticos extremos debería provocar grandes impactos en el curso del siglo XXI (Ver Tabla SPM-1 [en]). Por ejemplo:

  • Un aumento de la frecuencia y de la intensidad de las olas de calor debería disminuir la producción agrícola en las zonas afectadas, causando problemas de disponibilidad de agua y aumentando el número de fallecimientos provocados por las altas temperaturas.
  • En regiones más frías, el aumento de las temperaturas podría conducir a una disminución de las noches frías y a una multiplicación de los días calurosos, lo que en contrapartida podría provocar un aumento de la producción agrícola, una disminución de las muertes provocadas por la exposición al frío y una reducción de la demanda energética de calefacción.
  • Un incremento de las fuertes precipitaciones podría conducir a un aumento de las inundaciones, de la erosión del suelo y de los impactos negativos sobre la calidad del agua, tanto subterránea como la superficial.

Más en inglés…


FacebookTwitterEmailDescargar (42 páginas, 1.2 MB)
Cambio climático (2007) foldout
Temas
Publicaciones A-Z
Versión impresa

Video